14.2.12

Los adioses cobardes - Julia Olivera




Duelen más los adioses mudos
Los que no son pronunciados
Los que se lanzan a escondidas
Los adioses injustos
Los que sólo se perciben
en el gorgotear silencioso
de la herida que causan
Duelen los adioses sin rostro
Los que son mueca en las sonrisas
Aquellos que se hunden en los bolsillos
guardando sus razones
Duelen los que son bruma
línea indefinida en el horizonte
Los que se agazapan en el alma
sin enfrentar la mirada
Duelen los adioses sin palabras
Los adioses cobardes

Julia Olivera (Madrid - España)

9 comentarios:

Nina dijo...

¡Ame este texto!

"Los adioses cobardes", me trajo a la mente a muchas personas...

Me lo llevo.

GRACIAS por compartir SIEMPRE estos textos =)

Besote enooorme =)

:Isza: dijo...

De nada! me encanta que disfruten de los poemas que elijo.

Beso grande!

guille dijo...

¿Duelen mas?

Tengo que pensármelo. Seguro que los adioses duelen (sobretodo cuando yo no quiero decir adiós).

¿Mas si lo hacen a traición? ¿sin unas palabras que expliquen?

Si, quizá tenga razón esta poesía.

:Isza: dijo...

Yo creo que tiene razon Guille.
Doler duelen de todas formas, pero si son cobardes hasta la bronca se mezcla con ese sentimiento de dolor...

Besos

axis dijo...

Te dejan un sabor más amargo aún no? Por otra parte a mí me cuesta tanto decir adiós y sería todo un tanto más facil si lograra que no fuera así.

Besos mi querida Isza ♥

estás (sos) preciosa ;)

:Isza: dijo...

Gracias Axis por tus palabras!! :)

Besosss!

EMMAGUNST dijo...

Seré cobarde pues, pero no encontré otra manera de despedirme de alguien que tanto daño me hizo, creo que es la forma. Sin previo aviso, y si le duele...tanto mejor.

Creen acaso no me lo han hecho?

:Isza: dijo...

Emma: Opino que si una persona te hizo daño y una se aleja como puede no es un "adios cobarde" para nada... opino que un adios cobarde es dejar a quien jamas se lo espera y encima sin darle una explicacion...


Y de paso digo, yo tambien sufri adioses muy cobardes.

Besos!

Julia Olivera dijo...

Gracias.
Un abrazo